jueves, 25 de abril de 2019

No permita que las redes sociales le arruinen sus ventas




En el entorno actual de las ventas todo el mundo le va a decir que es necesario desarrollar una presencia "online", si usted quiere alcanzar sus objetivos de venta. Sin embargo, mucha gente toma este consejo al punto en el cual pasan demasiado tiempo en Facebook, Twitter, LinkedIn, You Tube y la plétora de otras plataformas sociales.

Es fácil estar demasiadas horas del día leyendo posts, agregando comentarios en los grupos de discusión, "tuiteando" sus acciones y buceando en un océano de información. Sin embargo, resulta crítico comprender que las redes sociales no deben reemplazar sus otras actividades de desarrollo de ventas. Usted debe encontrar otras formas de promocionar sus productos y servicios. Usted todavía necesita buscar nuevos clientes activamente. Y usted todavía necesita establecer encuentros cara a cara con clientes actuales y potenciales.

Una fuerte presencia en las plataformas sociales es muy importante; al mismo tiempo, usted debe organizar su tiempo con mucha inteligencia. De lo contrario, usted podrá derrochar un tiempo extremadamente valioso, mientras piensa que está haciendo todo lo necesario para que su negocio avance.

Asigne una cantidad específica de tiempo cada día para su actividad en las redes sociales. Decida qué momento del día funciona mejor para usted. La clave es limitarse a ese tiempo asignado, y no verrse absorbido por el vórtice de las redes sociales.





Contenido relacionado:
¿Piensa usted "social"?
Errores en LinkedIn: 5 formas de matar su credibilidad
Cómo manejar la sobrecarga en las redes sociales



martes, 9 de abril de 2019

¿Piensa usted "social"?



Como todos sabemos, las redes sociales han modificado completamente el rostro del marketing digital. El marketing en redes sociales puede aumentar la visibilidad online de su empresa, fortalecer las relaciones con sus clientes y expandir su publicidad "de boca en boca".

A medida que las redes sociales se han vuelto más y más populares, se han transformado en prioritarias para marcas pequeñas y grandes. Sin embargo, todavía hay mucha confusión en este terreno.

Estos son algunos conceptos que son la base de "lo social". Espero que sirvan para despertar nuevas ideas.

¿Cómo empezar a pensar en "social"?

1. Usted también es un cliente. Piense qué es lo que lo motiva a usted para comprar un producto y luego inculque esa idea en su propio negocio para hacer que sus compradores se sientan bien.

2. A la gente le gusta la personalización. Facebook y LinkedIn, por ejemplo, han personalizado sus páginas con resultados de búsqueda, notificaciones, invitar amigos, etc. Usted también puede hacerlo con sus páginas.

3. A la gente le gusta "conversar" con gente que piensa parecido. Converse directamente con la gente, y también permita que sus compradores conversen entre sí. Iniciar una discusión, o un foro, o permitir a los usuarios crear sus propios grupos funciona bien. Por ejemplo, los grupos de Facebook o de LinkedIn, o Yahoo Respuestas son grandes ejemplos de la creación de comunidades que les han permitido a esas plataformas expandir su alcance.

4. El reconocimiento siempre funciona. Si usted tiene usuarios que contribuyen con su página social, brinde reconocimiento. Es una buena forma de incentivar a sus usuarios.

¿Por dónde empezar?

1. Primero, en su sitio web.
2. Otros canales: Facebook, LinkedIn, Twitter, blog, Instagram. Básicamente, donde haya gente con la cual usted pueda interactuar.






Contenido relacionado:
Errores en LinkedIn: 5 formas de matar su credibilidad
¿Mide usted su actividad en las redes sociales?
La importancia de LinkedIn para el profesional del sector inmobiliario